lunes, 27 de septiembre de 2010

"Sonando" (1983) el primer disco del gran conguero tejano Poncho Sánchez.






Ildefonso Sánchez, más conocido en el mundo del latin jazz por su sobrenombre, Poncho, es un extraordinario conguero y cantante nacido el 30 de octubre de 1951 en Laredo (Texas). Poncho era el menor de once hermanos, todos ellos muy musicales.

Cuando era pequeño su familía se traslado a
Notwalk, California, lugar donde trascurrió su infancia. La música ya tenía su importancia en la vida del joven Poncho que se vió de repente expuesto a varias y diferentes corrientes musicales, desde la música afro cubana (mambo, son, rumba, guaracha) que en aquellos momentos tenía a Tito Puente como máximo exponente hasta el jazz de Charlie Parker. El mismo lo explicaba en una entrevista que le realizaron recientemente en la revista El Sonero Del Barrio; "Yo crecí escuchando blues, rock , jazz y me gusta mucho el R&B. Mis artistas preferidos en aquella época de chico eran James Browm, Miles Davis, Duke Ellington y otros, pero el gusto por la música latina llegó a mí porque mis hermanas escuchaban mucho a Machito, Tito Rodríguez, Mongo Santamaría, Tito Puente, etc. Entonces, además de escuchar blues, jazz y ese tipo de cosas, también escuchaba música de baile, mambo, cha-cha-cha, y más..."

Pronto comenzó a hacer sus
pinitos con la guitarra, su primer instrumento, pero al ingresar en una banda callejera de R&B descubrió sus habilidades para el canto, convirtiéndose en el vocalista del grupo, influenciado principalmente por la voz de James Brown, icono del soul y el funk. En plena busqueda de su identidad, Sanchez escogió la flauta como nuevo instrumento, luego la bateria y los timbales, pero al llegar a la escuela secundaria decidió que se dedicaría plenamente a las congas. Exploro la música del Caribe, admiró a Mongo Santamaría y tocó mucho, mucho jazz porque eso era lo que hacía su idolatrado Carl Tjader.

Una noche, un hombre llamado Ernie se acercó a la tarima en donde Poncho había acabado de tocar. "Oye, tú tocas muy bien", le dijo. "Qué haces en este lugar?". Ernie se refería a un modesto night club de la ciudad donde Poncho lideraba como conguero un pequeño conjunto que hacía toda clase de música. La charla concluyó que se verían otra vez en el Concerts By The Sea, un club de jazz ubicado en el número 30 de la Avenida Pier de Hermosa Beach en California. Cuando en la fecha acordada Poncho se acercó al local vió a Ernie charlando con un tipo que le resultaba tremendamente familiar. Era el mismísimo Cal Tjader. Tjader y Ernie hablaban y cuando Ernie se percató de su presencia, le dijo a Tjader, "Mira, Carl, ese es él". Tjader le ofreció tocar una semana con su banda y cuando ese tiempo expiró decidió contratarle de forma definitiva. Estarían juntos hasta la muerte del vibrafonista, acaecida durante una gira por Filipinas en el año 1982.

Cal Tjader interpreta Guachi Guara con Sanchez en su formación. Salvaje solo del conguero en un tema que Tjader acabó literalmente odiando por las muchas veces que se lo solicitaron en sus centenares de conciertos.


De hecho la muerte de Tjader siempre ha sido un hecho un tanto oscuro. El propio Poncho nos relata lo acaecido, una desagradable experiencia que vivió en primera persona. "Cal Tjader había sufrido un ataque al corazón un año antes de su muerte. Debido a este incidente, tuvimos un largo receso de 6 meses, en los cuales, detuvimos todas las presentaciones para favorecer la recuperación de Cal. Él venía muy enfermo por su excesivo consumo de alcohol, ya que todos los días podía beberse perfectamente, un litro de whisky. Además podía fumarse dos paquetes de cigarros. En aquella época, tuvimos que cancelar un viaje a Manila (Filipinas), pero luego de un año, Cal decidió viajar para cumplir con ese contrato. Cuando el avión estaba a punto de aterrizar, yo lo miré y le dije: “Oye Cal, no te ves muy bien” pues él tenía la piel y los labios pálidos, y las uñas estaban moradas. De repente él me dijo: “No Poncho, no es nada. Me siento bien. Además no puedo cancelar por segunda vez el viaje a Manila”. Aquel viaje fue muy largo y durante todo el trayecto él no se sintió bien. Al segundo día de haber llegado a Filipinas, Cal seguía muy enfermo y fue cuando decidimos llamar un médico. Éste llegó hasta el hotel donde estábamos hospedados. Luego le asignaron el médico personal del Presidente Marcos, que en aquella época, era el presidente filipino. Cuando el médico le vio, inmediatamente ordenó trasladarlo al hospital y apenas lo llevamos, un enfermero llegó con una silla de ruedas, pero Cal no quería cooperar, y luego de insistir tanto, aceptó su traslado. Luego, cuando lo estaban examinando en el hospital, le dio un ataque repentino en el corazón y por esta razón entró en estado de coma. Luego vinieron dos ataque más y allí, los médicos no pudieron hacer nada. Aquel día, 5 de mayo de 1982, fue que murió mi gran amigo y maestro Cal Tjader. Este suceso fue para todos nosotros un duro golpe."

Introducción conguera a cargo de Poncho Sánchez e interpretación de tema Besamé Mamá del gran Mongo Santamaría, espejo en el que siempre gusto mirarse Poncho hasta tal punto que su primer hijo se llama, precisamente, Mongo.


Pero antes de morir
Tjader se había ocupado del futuro de su amigo Poncho, sugiriendo a Carl Jefferson, fundador de Concord Records, que le ofreciera un contrato. Y así fue. Poncho Sánchez firmaría para Concord a través de la venerable Concord Jazz Picante que tantas alegrías nos ha dado a los amantes del jazz latino. El resultado no se hizo esperar ya que ese mismo año aparecía "Sonando", una auténtica colección de temas que hablan sobre la enorme latitud del jazz latino, conteniendo clásicos del jazz como A Night in Tunisia o The Summer Knows, pero también mambo, guaracha, cha-cha-cha y lo que se le pusiera por delante. Su banda incorporaba a algunos grandes músicos como el pianista Charlie Otwell, hermano de Marshall Otwell, pianista habitual de Carmen McRae, el saxofonista Gary Foster o el percusionista Luis Conte.

Sonando es, precisamente, el trabajo que hemos decidido compartir hoy con vosotros en el tejado y creémos que es de aquellos discos que merecen una especial atención por la gran variedad de ingredientes que incluye, algo que por otro lado será del todo habitual en todos y cada uno de los futuros trabajos de Sanchez. El larga duración abre con una latinísima versión de un clásico de Gillespie, nada menos que A Night In Tunisia, que la banda salda con un excelente resultado y en la que destacan el trombón de Mark Levine, el saxo tenor de Dick Mitchell y los timbales de Ramon Banda. Le sigue la anónima Sonando que curiosamente es el tema que da título al vinilo original. Poncho Sánchez reconoce sin tapujos en la contraportada que la escuchó a una banda de latin, se quedó con la melodía y le aplicó sus propios arreglos que incluirían voces del propio Poncho, Luis Conte y Tony Banda. El tercer corte es otro clásico, en este caso The Summer Knows de Michel Legrand revisado por el pianista de la sesión Charlie Otwell y concebido a ritmo de bolero y como vehículo de lucimiento del saxo alto Gary Foster. Cierra la cara A del vinilo el muy salsero Con Tres Tambores Bata, un Quinto y un Tumbador de Eduardo Angulo que incluye un imponente solo de Levine.

La cara B comienza como acaba la A, con un par de temas de alto contenido salsero pero en este caso con bastante más azúcar. Son Este Son, compuesta por Poncho Sánchez y que incorpora vocales de Perico Hernández y un excelente sólo de Charlie Otwell y Almendra, de Abelardo Valdés, con un ritmo contagioso y ajustado solo de flauta a cargo de Dick Mitchell. Le sigue la bonita Sueño de Otwell, una composición que circula entre el bolero y la bossa nova y que incorpora preciosos arreglos de flauta interpretados por Mitchell y
Foster. Para acabar dos perlas más; la primera una deliciosa versión de Cal's Pals, un tema compuesto a principios de los 60s por el pianista Eddie Cano. La segunda, un encendido homenaje al pianista cubano Peruchin de nuevo a cargo de Charlie Otwell que completa así una sesión absolutamente extraordinaria.

Sonando es un disco completo y, creémos, imprescindible para amantes del jazz latino. Es, además, un trabajo que contribuyó de forma decisiva a la consolidación de un género, el latin jazz, que según escribía Leonard Feather en la contraportada del vinilo original "está aquí para quedarse". Esta frase que en el contexto actual puede parecer ridícula tenía mucha vigencia en esas fechas. Recordad que hablamos del año 1983, un momento en el cual cualquier variante del jazz podía ser considerada nociva por la crítica más conservadora, tan abudante y influyente en esa época y que perdura aún en la actualidad para desgracia del mundo musical.

A pesar de su innegable calidad Sonando nunca fue reeditado en CD lo que significa que está va a ser una de las pocas oportunidades que tengas para disfrutarlo.

Esperamos que os guste.

Encontraréis link en comentarios. Click Read More.

TRACKS

1-A Night in Tunisia Gillespie, Paparelli
2-Sonando D.R.
3-The Summer Knows Bergman, Keith, Legrand
4-Con Tres Tambores Bata, Un Quinto y un Tumbador Angulo
5-Este Son Hernandez, Sanchez
6-Almendra Valdes
7-Sueño Otwell
8-Cal's Pals Cano
9-Peruchín Otwell

CREDITS

Poncho Sanchez Percussion, Conga, Vocals (bckgr)
Ramon Banda Drums, Timbales Tony Banda Bass, Vocals (bckgr)
Luis Conte Percussion, Bongos, Vocals (bckgr), Bata Gary Foster Flute, Saxophone José Perico Hernández Vocals, Composer Steve Huffsteter Trumpet Mark Levine Trombone Dick Mitchell Flute, Saxophone Charlie Otwell Piano Carl Jefferson Producer



Jazzy

7 comentarios:

  1. Le dediqué a este maravilloso músico una entrada hace ya un tiempo por ese tema tan fascinante llamado Chile con Soul.

    ResponderEliminar
  2. Gracias Doc,

    Si me pasas link lo leeré gustoso.

    Un saludo,
    Jazzy

    ResponderEliminar
  3. Que bueno empezar el lunes con todo el ruido de timbales ,congas y vifrafon de la mano del gran
    Cal Tjader y el texano Sanchez ,un animal en el buen sentido de la palabra pegandole al cuero
    Gracias por acordarte del gran Mongo Santamaria con "Besame Mama" (una debilidad de Luther ) en este post tambien .
    Por cierto el disco de Jobim Desconocido esta que pela en el reproductor jejeje
    Los temas instrumentales son exquisitos ,de nuevo gracias por la recomendacion
    Un abrazo y buena semana

    PD : Ojo que vuelve el "Gato" santafesino

    ResponderEliminar
  4. Aquí tienes el link.
    http://sinfoniazul.blogspot.com/2009/06/agitando-el-alma.html

    Como ves el amigo Poncho no tuvo reparos en posar conmigo :)))
    Un saludo

    ResponderEliminar
  5. Gracias amigo Luther,

    Me alegro mucho de que te guste el Jobim Desconocido ya que son temas que pocos retienen en la memoria y que en algún caso tienen tanta o más calidad que algunas de las composiciones más conocidas. Y me alegro también de que te guste Mongo. Poncho es un fiel seguidor y creo sinceramente que incluso un seguidor aventajado, no tanto por la calidad instrumental como por el excepcional repertorio que atesora. Todos sus discos valen mucho la pena y tiene un excepcional grupo de músicos como Charlie Otwell, un extreaordinario pianista aunque no se prodiga mucho. Aquí también puedes encontrar el segundo de Poncho, Bien Sabroso, en mi opinión aún mejor que Sonando.

    Saludos amigo, hasta Bs As como tu dices,
    Jazzy

    Nota: ya me dirás algo del disco que te envié a tu correo.

    ResponderEliminar
  6. que buen aporte gracias

    ResponderEliminar

Frecuentan nuestro tejado...

Rincones más visitados del tejado en el último mes...